Street food innovador a preus populars.


En Barcelona des de 2014 i en la Nau Bostik cada segundo sábado del mes.

En 2014 plantamos un esqueje al que le han salido raíces. Lo que empezó con un humilde Eat Street nos ha llevado hasta aquí, un recién inaugurado 2016 en que la existencia de la cultura street food en el Estado español es irrefutable. Ante tanto éxito, algunos críticos han tachado los eventos de comida callejera con food trucks de gastro-postureo y de burbuja absurda. Parece que se ha confundido el movimiento street food con tener un “food truck”.

El postureo existe. Claro que existe. Y es, al fin y al cabo, energía malgastada. Todos preferimos el “hacer” al “hacer ver”. Y la buena comida siempre acabará venciendo al bonito escaparate. Así que aprovechamos para aclararlo una vez más: no nos importa si cocinas en food truck, stand o carrito. Nos importa tu sinceridad.

En el street food, como en todo, hay variedad y escalas de grises. Recordemos que un evento con street food no es un evento de street food. Eat Street es una iniciativa gastronómica y nuestro reto es mejorar la comida, el servicio y el ambiente. Que reine la calidad.

Los buenos cocineros ya lo saben. No hace falta complicarse la vida para disfrutar de la calidad. Buscamos sencillez. Los límites de cocinar en la calle dan pie a la creatividad. Nos pone lo camaleónico.

Lo que realmente destaca y distingue al street food de los demás formatos culinarios es ese fantástico contacto directo entre chef y comensal. Queremos verte cocinar, jugar, cambiar y que nos enseñes algo nuevo.

En pocas palabras, Eat Street es una fiesta de street food internacional celebrada en Barcelona con chefs sinceros, apasionados y atrevidos, que juegan y emplatan delante de nosotros, su público aficionado.